Nota: Recorren el país de una biblioteca rodante

La idea de dejar la capital, sus ruidos y su mal vivir, el barrio y su casa, la constante rutina diaria, llevó a dos jóvenes a largarse a la ruta en una camioneta y una casa rodante transformada en biblioteca. Sol Tiesso es docente de nivel inicial y Juan Revestido es comunicador y docente; iniciaron su viaje hace cuatro meses y su objetivo es visitar todo el país, tarea que calculan les llevará alrededor de dos años. Pero el viaje tiene un fin: llevar cultura y libros a lugares en donde no es común que lleguen.

“Preparando todo estuvimos dos años más o menos, fue más que nada preparar la casa rodante, conseguir todo lo que iba a ser necesario, planificar el ahorro; para nosotros significó dejar cada uno sus trabajos” comentaron los jóvenes y agregaron que “fue una gran movida que hicimos muy a conciencia”.

En cada localidad en la que paran buscan escuelas, bibliotecas y centros culturales, donde poder brindar actividades de fomento de la lectura, talleres literarios y periodísticos, que les permite solventar su viaje.

Hasta el momento estuvieron en La Pampa, Río Negro, Chubut y próximamente irán a Pico Truncado, seguirán hasta Tierra del Fuego y a la vuelta el plan es viajar por la cordillera. En este sentido destacan que en cada lugar conocieron a mucha gente, creando una red de contactos que les facilita la aventura de andar por lugares desconocidos.

 Respecto de estos cuatro meses que llevan en la ruta, Sol comentó que “fue mutando la situación porque nosotros me parece que también fuimos cambiando; de actitud, de tiempos, ritmos, salimos con esa locura de la capital, con desconfianza” y considera que luego se abrieron con más confianza hacia los lugares, la gente y las oportunidades.

“Algunos hablan de sueños, otros de proyectos, otros de una apuesta o un estilo de vida, pero que se puede elegir; hoy a la distancia lo vemos como haber pateado el tablero” dice Juan y agrega que “la decisión de cambio de vida o de elegir tu propio estilo de vida es una decisión de cada uno. Nosotros pensamos si estábamos conformes con como estábamos viviendo y nos dimos cuenta que capital federal no era para nosotros” y coinciden en que “después ya no te dan ganas de volver”. LA tendencia es cada vez màs fuerte y constante: las personas con ideas y proyectos entienden que la ciudad no aporta más alternativas. Los pequeños pueblos y las comunidades del interior son ideales para realizar tareas vinculadas con la cultura y sobre todo, para comenzar a proyectar un cambio de vida.

Para más información visitar el blog: www.destinonomade.com y el facebook: “Destino Nómade”.

Fuente: http://elfederal.com.ar/nota/revista/27660/recorren-el-pais-en-una-biblioteca-rodante

Dejá un comentario...